Descarga la mejor app para meditar GRATIS:

Tipos de ansiedad: Conoce los 11 trastornos más habituales

Sentir ansiedad de modo ocasional es una parte normal de la vida. Sin embargo, las personas con trastornos de ansiedad tienen preocupaciones y miedos intensos, excesivos y persistentes sobre situaciones diarias. Hoy examinaremos cuáles son los tipos de ansiedad más habituales.

La ansiedad tiene su origen, básicamente, en miedos o preocupaciones desproporcionadas en comparación con el peligro real de una determinada situación.

Existen factores de riesgo habituales vinculados a la ansiedad. Algunos de estos factores pueden conducir a otros, así como podrían no provocar un trastorno de ansiedad a menos que otro esté presente. Aquí te dejamos un link con las causas más habituales: Cuáles son las causas de la ansiedad: Descubre los factores de riesgo

Los diferentes tipos de trastornos de ansiedad pueden tener síntomas diferentes. Pero todos muestran una combinación de:

  • Pensamientos o creencias ansiosos difíciles de controlar
  • Síntomas físicos, como latidos cardíacos fuertes o rápidos, dolores y molestias inexplicables, mareos y falta de aire
  • Cambios en el comportamiento, como evitar las actividades cotidianas que solía hacer

Si bien estos síntomas pueden ser normales en la vida cotidiana, las personas con trastorno de ansiedad los experimentan a niveles persistentes o extremos.

A veces, puedes tener más de un trastorno de ansiedad a la vez.

Si quieres saber como reducir y controlar la ansiedad aquí te dejamos una super guía para enterarte de todo lo que necesitas.

Veamos cuáles son los tipos de ansiedad más comunes:

1. La agorafobia

Es un tipo de trastorno de ansiedad en el que temes y evitas lugares, eventos o situaciones de los que puede ser difícil escapar o en los que no se podría disponer de ayuda. La agorafobia generalmente involucra miedo a las multitudes, a los puentes o a estar solo en espacios exteriores.

Las personas suelen malinterpretar esta afección como una fobia a los espacios abiertos y al aire libre, pero no es tan simple. La persona con agorafobia puede causarle miedo salir de casa o usar ascensores y transporte público.

2. El trastorno de ansiedad generalizada

Se caracteriza por una ansiedad y una preocupación persistentes y excesivas por actividades o eventos, incluso asuntos comunes de rutina. La preocupación es desproporcionada con respecto a la situación que acontece y afecta la forma en que te sientes físicamente.

A menudo sucede junto con otros trastornos de ansiedad o con la depresión.

El trastorno de ansiedad generalizada es el trastorno de ansiedad más común, y las personas que lo tienen no siempre son capaces de identificar la causa de su ansiedad.

Las personas con este trastorno se preocupan por problemas comunes como la salud, el dinero, el trabajo y la familia. Pero sus preocupaciones son excesivas y las tienen casi todos los días durante al menos 6 meses.

3. El trastorno de pánico

Implica episodios de sensaciones repentinas e intensas de ansiedad y miedo que alcanzan un nivel máximo en minutos: Los ataques de pánico. Puedes tener sensaciones de una catástrofe inminente, dificultad para respirar, temblores, náuseas, confusión, mareos, sudor, escalofríos o entumecimiento de las manos y dolor en el pecho o latidos rápidos y fuertes.

Estos ataques de pánico pueden provocar que a la persona le preocupe que sucedan de nuevo o que evite situaciones en las que han sucedido.

Los ataques de pánico tienden a ocurrir y escalar rápidamente, alcanzando su nivel máximo después de 10 minutos. Sin embargo, un ataque de pánico puede durar horas.

Los trastornos de pánico suelen ocurrir después de experiencias aterradoras o estrés prolongado, pero también pueden ocurrir sin un desencadenante.

La persona puede creer que está teniendo un ataque al corazón.

El trastorno de pánico es más común en las mujeres que en los hombres.

4. El mutismo selectivo

Se trata de una incapacidad constante que tienen los niños y niñas para hablar en ciertos lugares o situaciones, como en la escuela e incluso con miembros cercanos de la familia. Esto puede afectar el desempeño en la escuela y su integración en la vida comunitaria.

Esto se da aunque sus habilidades de comunicación verbal sean excelentes.

5. El trastorno de ansiedad por separación

Es otro trastorno de la niñez que se caracteriza por una ansiedad que es excesiva para el nivel de desarrollo del niño o niña y que se relaciona con la separación de los padres o las personas que cumplan una función paternal que proporcionan sentimientos de seguridad y protección.

La separación a veces puede resultar en síntomas de pánico.

6. El trastorno de ansiedad social (Fobia Social)

Implica altos niveles de ansiedad, miedo o rechazo a situaciones sociales debido a sentimientos de vergüenza, inseguridad y preocupación por ser juzgado o percibido de manera negativa por otras personas.

El trastorno de ansiedad social incluye una serie de sentimientos, como el miedo escénico, el miedo a la intimidad y la ansiedad en torno a la humillación y el rechazo.

Este trastorno puede hacer que las personas eviten las situaciones públicas y el contacto humano hasta el punto de que la vida cotidiana se vuelve extremadamente difícil.

7. Las fobias específicas

Se caracterizan por una notable ansiedad y miedo irracional cuando la persona se ve expuesta a un objeto o situación específicos, y un deseo por evitarlos. En algunas personas, las fobias provocan ataques de pánico.

Las fobias no son como otros trastornos de ansiedad, ya que se relacionan con una causa específica.

Una persona con fobia puede reconocer que un miedo es ilógico o extremo, pero sigue siendo incapaz de controlar los sentimientos de ansiedad alrededor del desencadenante. Suelen tomar medidas para evitar el supuesto peligro.

Los desencadenantes de una fobia van desde situaciones como volar en avión o miedo a las alturas hasta animales u objetos cotidianos. El miedo a las inyecciones también es habitual.

8. El trastorno de ansiedad inducido por sustancias

Se caracteriza por síntomas de ansiedad o pánico intensos que son el resultado directo del uso indebido de drogas o tener abstinencia a causa de las drogas.

9. Trastorno obsesivo-compulsivo (TOC)

Causa obsesiones o compulsiones frecuentes y perturbadoras. Provoca un impulso abrumador de repetir ciertas conductas. Las obsesiones comunes incluyen miedo a la suciedad o a los gérmenes, miedo de lastimarse o querer arreglar las cosas de cierta manera.

La persona se suele aferrar a estas obsesiones y puede tener pensamientos y rituales que interfieren con la vida diaria. Por ejemplo, si teme que su casa sea robada, tal vez cierre la puerta con llave repetidamente y tenga miedo de salir. El trastorno obsesivo-compulsivo suele ser hereditario.

10. Trastorno de estrés postraumático (TEPT)

Afecta a personas que han vivido o presenciado un evento traumático como una guerra, una catástrofe natural, un accidente grave o abuso físico o sexual. Puede causar recuerdos involuntarios y perturbadores del evento, dificultad para dormir o pesadillas, sentimientos de soledad o arrebatos de ira.

Las personas con TEPT pueden sentirse preocupadas, culpables o tristes.

11. Trastorno de ansiedad debido a una enfermedad

Incluye síntomas de ansiedad o pánico intensos que son directamente causados por un problema de salud físico. En el siguiente link podrás saber en profundidad cuáles son las causas médicas de la ansiedad: Cuáles son las causas de la ansiedad: Descubre los factores de riesgo

¿Cómo afrontarlo?

En cualquiera de los tipos de ansiedad graves anteriormente mencionados debes acudir a un médico o experto de la salud mental para ser asesorado. Pero si tus síntomas son leves o moderados, existen varios ejercicios y acciones para ayudar a una persona a lidiar con trastornos de ansiedad y que incluyen:

  1. Red de apoyo: habla con personas conocidas que te apoyen, como un familiar o un amigo. Los servicios de grupos de apoyo también pueden estar disponibles en el área local y en línea.
  2. Ejercicio: el esfuerzo físico puede mejorar la autoestima y liberar sustancias químicas en el cerebro que desencadenan sentimientos positivos.
  3. Ejercicios para reemplazar pensamientos negativos por positivos: haz una lista de los pensamientos negativos que podrías estar teniendo como resultado de la ansiedad, y escribe otra lista junto a ella que contenga pensamientos positivos y creíbles para reemplazarlos.
  4. Técnicas de relajación: Estas técnicas incluyen meditación, el yoga ejercicios de respiración profunda, y la relajación muscular progresiva. Si quieres saber cómo relajarte rápidamente aquí te dejamos una nota: 5 técnicas de relajación para tu mente

Si quieres saber como reducir y controlar la ansiedad aquí te dejamos una super guía para enterarte de todo lo que necesitas.

Esperamos que este artículo te haya sido de ayuda para entender cuáles son los tipos de ansiedad.

En Puramente App podrás encontrar una gran variedad de meditaciones guiadas gratuitas tanto para principiantes como para expertos, para que hoy mismo puedas zambullirte en el increíble mundo del autoconocimiento y la paz interior.

Nos vemos en el camino.

Meditación Para Tu vida

Una vida con mayor bienestar
empieza con 5 minutos de meditación al día

Descarga la app gratis:

Puramente Meditación para la Vida

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Articulos Relacionados

Desorden de personalidad

Mientras que la personalidad determina lo que piensas y cómo te comportas, los trastornos de personalidad están marcados por pensamientos y comportamientos que son perjudiciales

Leer más »

Descubre los beneficios que la meditación tiene para tu equipo
Empieza ahora a construirla con Pura Mente.

Pura Mente 2021 © Todos los derechos reservados