Descarga la mejor app para meditar GRATIS:

Como padre o madre, quiere que sus hijos estén sanos y fuertes. Sabes que una buena nutrición es esencial para su crecimiento y desarrollo. Pero con tantas opiniones diferentes, puede ser difícil saber cuál es realmente la mejor manera de alimentar a tus hijos.

 

Aquí tienes 17 claves para una buena nutrición infantil, basadas en la las últimas pruebas científicas:

1. La leche materna es lo mejor para los bebés.

No hay duda de que la leche materna es el alimento perfecto para los bebés. Es fácil de digerir, está llena de nutrientes y ayuda a proteger a los bebés de infecciones y enfermedades. Si puedes, amamanta a tu bebé al menos durante los primeros 6 meses. Las últimas pruebas científicas:

2. Comenzar con los alimentos sólidos alrededor de los 6 meses.

Alrededor de los 6 meses, tu bebé estará preparado para empezar a comer alimentos sólidos. Al principio, solo lamerá o chupará pequeñas cantidades de comida. Poco a poco, aprenderá a masticar y tragar más alimentos sólidos.

3. Dale a tu bebé una variedad de alimentos.

Es importante ofrecer a tu bebé una variedad de alimentos saludables para que pueda obtener todos los nutrientes que necesita. Intenta darle cada día una mezcla de frutas, verduras, cereales, lácteos y alimentos ricos en proteínas.

4. Evite los alimentos procesados.

Los alimentos procesados suelen tener un alto contenido de azúcar, sal y grasas poco saludables. También pueden tener un bajo contenido de nutrientes importantes, como vitaminas y minerales. Por eso es mejor evitarlos en la medida de lo posible, especialmente durante el primer año de vida de tu bebé.

5. No le des miel a tu bebé.

La miel puede contener bacterias que pueden causar enfermedades graves en los bebés. Así que es mejor evitar dársela a tu hijo hasta que tenga al menos 12 meses.

6. No le des zumo a tu bebé.

Los zumos de fruta tienen un alto contenido en azúcar y pueden provocar caries. Es mejor esperar a que tu hijo sea mayor de antes de darle el zumo.

7. Prepara tu propia comida para bebés.

Es fácil preparar en casa una comida sana y nutritiva para el bebé. Y suele ser más asequible que comprar productos comerciales.

8. Alimenta a tu bebé con frecuencia.

Los bebés tienen estómagos pequeños y necesitan comer a menudo. Al principio, pueden necesitar comer cada 2 ó 3 horas. A medida que crezcan, comerán con menos frecuencia, entre 4 y 6 veces al día.

9. No fuerces a tu bebé a comer.

Deja que tu hijo decida cuánto quiere comer. Si no tiene hambre, no intentes obligarle a comer más.

10. Evita las distracciones mientras le das de comer.

Intenta evitar las distracciones, como la televisión o el teléfono, mientras alimentas a tu bebé. Esto le ayudará a concentrarse en la comida y a reducir el riesgo de atragantamiento.

11. Introduce nuevos alimentos lentamente.

Cuando introduzcas nuevos alimentos a tu bebé, hazlo lentamente y de uno en uno. Esto le ayudará a identificar cualquier alimento que pueda causar alergias.

 

12. Ten cuidado con los riesgos de asfixia.

Algunos alimentos, como las salchichas, los frutos secos y los caramelos duros, pueden suponer un riesgo de asfixia. Es importante cortar estos alimentos en trozos pequeños y supervisar a tu hijo mientras los come.

13. Evita las bebidas azucaradas.

Las bebidas azucaradas, como los refrescos y los zumos de frutas, pueden provocar caries. También son una fuente principal de calorías vacías en la dieta. El agua es la mejor bebida para tu hijo.

14. No utilices la comida como recompensa.

Utilizar la comida como recompensa puede conducir a hábitos alimentarios poco saludables . En su lugar, elogie a su hijo por comer bien o intente otras formas de refuerzo positivo.

15. Anime a su hijo a ser activo.

Un estilo de vida sedentario puede conducir a la obesidad y a otros problemas de salud. Anime a su hijo a ser activo todos los días y limite el tiempo de pantalla a no más de 2 horas al día.

16. Modelo hábitos alimenticios saludables.

Los niños aprenden con el ejemplo. Por eso es importante que tú mismo comas alimentos sanos y des ejemplo de buenos hábitos alimenticios a tu hijo.

 

17. Busque ayuda si le preocupa el peso de su hijo.

Si te preocupa el peso de tu hijo, habla con su médico o con un dietista titulado. Ellos pueden orientarle sobre cómo ayudar a su hijo a alcanzar un peso saludable.

 

Es importante alimentar a tu bebé con una variedad de alimentos saludables para garantizar que reciba los nutrientes que necesita para su crecimiento y desarrollo. También debes evitar darle a tu bebé alimentos procesados, bebidas azucaradas y comida como recompensa. Ser un modelo de buenos hábitos alimentarios para tu hijo es una de las mejores maneras de ayudarle a desarrollar hábitos alimentarios saludables. Si te preocupa el peso de tu hijo, habla con su médico o con un dietista titulado para que te oriente.

Meditación Para Tu vida

Una vida con mayor bienestar
empieza con 5 minutos de meditación al día

Descarga la app gratis:

Puramente Meditación para la Vida

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Articulos Relacionados

Desorden de personalidad

Mientras que la personalidad determina lo que piensas y cómo te comportas, los trastornos de personalidad están marcados por pensamientos y comportamientos que son perjudiciales

Leer más »

Descubre los beneficios que la meditación tiene para tu equipo
Empieza ahora a construirla con Pura Mente.

Pura Mente 2021 © Todos los derechos reservados