Una meditación que transformará tu paseo en bicicleta

La bicicleta nos ha acompañado durante mucho tiempo, nos ayuda como transporte, deporte o actividad recreativa para despejar la mente. En este artículo te compartimos una meditación para andar en bicicleta que transformará la manera en que tomas tus paseos con la bici.

Andar en bicicleta a veces puede llegar a convertirse en una actividad rutinaria que hacemos en modo automático, sin embargo, cada vez que montas en ella puede llegar a ser la oportunidad perfecta para conectar con tu presente y respiración.

No importa si estás en una ciudad, en un pequeño pueblo o campo natural, esta meditación para andar en bicicleta te será de gran ayuda.

Antes de iniciar

Para comenzar con esta meditación en movimiento, te recomiendo hacer tu recorrido en un lugar con el menor tráfico posible. Si utilizas auriculares utilizarlos con un volumen moderado para que puedas mantener la atención en el camino.

Antes de salir de casa, pregúntate: ¿cómo me encuentro en este momento?, ¿hay alguna emoción o estado interno que pueda reconocer?, ¿quizás sientas prisa, ansiedad, emoción, energía o la sensación de estar en modo automático?

Cualquiera que sea el estado intenta reconocerlo, es un gran comienzo para empezar a conectar con tu paseo en bicicleta y momento presente.

Con tus respuestas a las preguntas, toma una pausa para respirar profundamente y exhalar con calma. Dirige toda tu atención a este pequeño momento antes de comenzar el recorrido.

Conoce la guía para comenzar a meditar aquí

Detalla el movimiento

Es el momento de subir a la bici.

Comienza observando en detalle la acción corporal de subirnos a la bicicleta; el movimiento de nuestras tus tomando el manubrio; el traslado del peso del cuerpo para elevar la pierna con la que decides subir; la acción de las caderas al ubicarlas en el asiento; el apoyo de los isquiones; la colocación del cuerpo levemente inclinada hacia delante y por último la acción del pie, que impulsa el andar de la bicicleta.

Ahora comienza a pedalear.

Avanza con atención plena

Muy bien ya entramos en movimiento, te propongo ahora volver la atención un instante a tu respiración, observa si ya se ha modificado de alguna manera.

Quizás la encuentres en el pecho o quizás más hacia el abdomen, en cualquier caso, trata sentir el aire entrando y saliendo de tu cuerpo.

Mientras observas tu respiración continua tu recorrido de forma consciente y atenta.

Observa el grado de presión con el que sujetas el manubrio, la posición de tu pelvis; observa la extensión de la columna, percibe la acción coordinada y casi automática de tus piernas y tus pies impulsando la bicicleta hacia adelante y marcando la velocidad con la que recorres el camino.

Expande tu atención

Ahora expande la atención para sentir el aire que toca tu rostro, intenta percibir la sensación del viento en otras partes del cuerpo que tengas descubiertas, como tus manos, brazos o piernas.

En este momento lleva la atención hacia el aire que está en contacto con tu cuerpo.

Después de ello, expande aún más tu atención y escucha los sonidos que hay a tu alrededor hasta que logres incluir a tu momento presente la mayor cantidad de sonidos que hacen parte de tu camino.

Completa está meditación con los 5 sonidos para meditar y conectar con tu interior

Si tu mente se distrae con un estímulo imprevisto o pensamiento, puedes volver a llevar tu respiración a la región abdominal y así volver a este momento.

Es posible que algo del entorno afecte tu atención, respiración o estado de ánimo, observa esto también y nuevamente vuelve a respirar profundo para seguir con tu camino de forma consciente y atenta.

Para continuar tu recorrido, te invito a expandir tu atención visual y de esta manera activar una mirada de 180 grados.

La sensación que puedes registrar es que sin cambiar de dirección la mirada, ahora puedes observar hacia adelante y a la vez hacia los costados, observa todo el entorno que te rodea y continúa avanzando atentamente.

Finaliza tu recorrido

Llegando al final, te dejo una pregunta, ¿puedes notar como con estos simples ejercicios de atención plena una experiencia automática y cotidiana como andar en bicicleta se torna un momento para conectar contigo y tu presente?

Observa si ahora te sientes con más calma y consciente del momento que estás viviendo.

Si tu recorrido continúa o termina, te invito a seguir con la práctica de respiración y atención a los detalles del entorno durante el tiempo que te sea posible.

Puedes practicar esta meditación para andar en bicicleta las veces que desees y compartirla con tus [email protected], así en comunidad podrán disfrutar de paseos en bici mucho más divertidos, llenos de paz y armonía.

Puedes escuchar el audio completo de esta meditación para andar en bicicleta en la app de Pura Mente, allí Barbará Weimberg guía de meditación y yoga te acompañará con su voz en tu recorrido.

Ten un lindo resto de día y nos vemos en el camino.

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Articulos Relacionados

Descubre los beneficios que la meditación tiene para tu equipo
Empieza ahora a construirla con Pura Mente.