Mejorar la relacion con tu cuerpo

Como mejorar la relación con tu cuerpo: Estos 3 ejercicios te ayudarán

El cuerpo es el único que vehículo que tenemos para avanzar en el sendero y experiencia de vivir. En este artículo te compartimos 3 ejercicios que te ayudarán a conocer como mejorar la relación con tu cuerpo e incrementar tu bienestar.

Antes de comenzar con los 3 ejercicios, es de gran ayuda comenzar por entender cómo te encuentras el día de hoy. Puedes seguir estos pasos.

Acomódate en el lugar donde estés y ubica tu espalda recta, sin demasiada rigidez o tensión. Allí pon una mano en tu pecho y otra en tu abdomen y a continuación toma 3 inhalaciones profundas, a tu propio ritmo y tiempo.

Después de ello, pregúntale a tu cuerpo ¿cómo está?, identifica si sientes alguna tensión o dolor, e intenta llevar tu atención y respiración a ese lugar. Utiliza este espacio para lograr responderte cómo está la relación con tu cuerpo al día de hoy, ¿es estable?, ¿complicada?, ¿oscilante?

No te preocupes por la respuesta, es simplemente una ayuda para saber el punto de partida, es clave que no te juzgues por ello.

Te invitamos a utilizar como guía estas meditaciones gratis para escuchar en cualquier momento, te ayudaran a conocer como mejorar la relación con tu cuerpo.

¿Por qué a veces es compleja la relación con tu cuerpo?

En el último encuentro de meditación Barbará Weimberg, fundadora de Yoga Tierra y guía de meditación en Pura Mente, nos compartió grandes consejos sobre la relación que tenemos con el cuerpo.

En principio, Barbará, nos explica sobre el cuerpo:

El cuerpo es la conexión directa que tenemos con el presente. La mente viaja entre los tiempos, pasado y futuro, pero nuestro cuerpo nos ayuda conectar con nuestro estado de presencia.

El cuerpo humano, es el vehículo para lograr avanzar en la vida, a veces podemos llegar a dejarlo en un segundo plano y llegar a olvidar que es el puente directo con nuestra realidad, pero, ¿por qué sucede esto?

Desde que nacemos vivimos en sociedad y aunque el entorno tenga las mejores intenciones para nuestro bienestar, es inevitable que nos lleguen a compartir ideas que aunque no son del todo sanas para nuestro crecimiento son socialmente aceptadas.

Estas ideas de manera inconsciente las podemos llegar a aceptar de manera inconsciente y con el tiempo pueden complejizar la relación que tenemos con nuestro cuerpo. Según Barbará alguna de estas ideas pueden ser:

  • El cuerpo es un obstáculo para ser productivos: Los ritmos del cuerpo son “lentos” y a veces tendemos a tapar síntomas para seguir trabajando en lugar de en darnos tiempo para resolverlos desde su origen. De aquí viene la idea de dormir menos tiempo, comer más rápido o evitar los descansos.
  • El cuerpo como un terreno desconocido: En los primeros años no nos dan una ruta para conocer y escuchar al cuerpo, lo cual nos lleva a desconocer sus necesidades y ritmos naturales; hasta que sus llamados de atención se vuelven extremos y debemos parar de manera repentina.
  • El cuerpo como un objeto de consumo: Se deben cumplir con determinados parámetros preestablecidos de forma para ser aceptado.

Por suerte, existen herramientas que pueden ser de ayuda para aprender como mejorar la relación con tu cuerpo, las más importantes son aprender a meditar y la nutrición consciente.

3 ejercicios para mejorar la relación con tu cuerpo

Barbará durante el encuentro nos compartió una serie de 3 ejercicios que te ayudaran a conocer como mejorar la relación con tu cuerpo. Son muy sencillos y están inspirados en técnicas de atención plena.

Te invitamos a practicarlos en el siguiente orden, con el fin de tener bases sólidas en la nueva relación que vas a tener con tu cuerpo.

Sentir el cuerpo

Mejorar la relacion con tu cuerpo cuidarte

Este primer ejercicio buscarás conectarte con la respiración y con los sentidos.

En un principio puede ser desafiante comenzar a conectarte con la respiración, para ello te recomendamos una sesión de 5 minutos que te dará el enfoque inicial para comenzar a sentir tu cuerpo 

Una vez comiences a conectar con tu respiración y sentidos, es momento de responderte algunas preguntas:

  • ¿Cómo se siente mi cuerpo en este momento?
  • ¿Hay algo que quiera transmitirme en este momento?
  • ¿Qué necesita? ¿Qué desea?

Busca responderte estás preguntas como si lo estuvieras haciendo a una persona querida y evita caer en la idea de preguntarlo por como se ve tu cuerpo, este es el espacio ideal para sentir e ir más profundo con ayuda de los sentidos y la respiración.

Este primer paso es clave para recuperar la conexión fluida con el cuerpo, te ayudará a conocer como mejorar la relación con tu cuerpo.

Perdonar