El burnout laboral es un factor de riesgo en el trabajo según la OMS. Te contamos por qué se genera y como se puede tratar.

Se conoce como Burnout laboral o “síndrome del trabajador quemado” el estado en el que un trabajador/ra tiene agotamiento mental y físico relacionado con el clima laboral.

Éste tipo de síndrome se considera como un evolución del estrés laboral crónico. En otras palabras el estrés ha llegado a niveles tan altos que la salud se ve afectada negativamente.

Dentro de los equipos de trabajo es más común que sus integrantes hayan experimentado o experimenten los síntomas del burnout.

De hecho, la OMS ha ingresado este tipo de síndrome dentro de los factores de riesgo laboral junto con el físico, biológico, químico entre otros.

Aunque el burnout laboral no es catalogado como una enfermedad, si puede llegar a desencadenar factores de riesgo para la salud mental, física o emocional.

Síntomas

Los síntomas relacionados pueden ser a tanto a nivel físico como emocional. Algunos de ellos son:

  • Cansancio físico.
  • Agotamiento emocional. Sentir que no se tiene energía para nada. Sensación de ser “un robot”
  • Falta de realización personal. Sentir que lo que se está haciendo no esta en línea con el propósito, las habilidades o los objetivos personales.
  • Sintomas de depresión.
  • Dificultad para ir a trabajar. Cuando se esta allí cuesta empezar a desarrollar las tareas.
  • Desilusión hacia el trabajo. Impaciencia o sensación de irritabilidad hacia los compañeros.
  • Dolores de cabeza o de espalda.

Si alguno de estos síntomas relacionados con el Burnout laboral resonó contigo es importante que conozcas algunas de las posibles causas y recomendaciones para reducir los efectos de este síndrome.

Causas

Existen diferentes causas, sin embargo, algunas de las más comunes y que te pueden ayudar a identificar el origen del burnout laboral son las siguientes:

  • Carga laboral: Esta causa se puede identificar por tus horarios laborales o número de tareas a desarrollar en el día.
  • Conflictos en el trabajo: Si en tu trabajo el ambiente laboral es tenso y en ocasiones irrespetuoso,
  • Sentimiento de menos precio: Sentir que las tareas que se desarrollan en el día a día no son valoradas o importantes por el equipo o líderes.
  • Trabajar fuera de los intereses o habilidades: Estar desarrollando tareas en un trabajo o industria opuesta a los conocimientos o propósito que se tiene.
  • Aislamiento social: En esta época es una de las causas más comunes. El sentimiento de estar fuera de algo o alejado del grupo provoca un incremento importante en el estrés.
  • Desequilibrio entre vida profesional y personal: No tener claros los límites del trabajo y vida personal genera inestabilidad emocional.

¿Cómo prevenirlo o reducirlo?

El burnout laboral al ser un estado mental se puede tratar también de manera natural.

Para ello es importante cumplir un ciclo de tres pasos para iniciar.

  1. Identificar.
  2. Tratar.
  3. Prevención.

Identificar

Antes de empezar a tratar algo es importante saber su causa y origen para que los ejercicios sean más efectivas.

Para este primer paso te puedes guiar con la lista de causas que compartimos en este artículo y también empezar a desarrollar la habilidad de escuchar tu cuerpo e identificar las reacciones de tu mente ante cualquier situación.

Por ejemplo, si cada vez que hablas con algún compañero/ra activan emociones como tensión o estrés. Toma una pausa y escríbelas en una libreta o nota.

Con el tiempo este ejercicio te ayudará a identificar las causas principales para que de esta manera puedas tratarlas y controlarlas.

Tratar

Una vez hayas identificado las causas más importantes de tu estrés laboral es el momento de crear estrategias para tratarlo y controlarlo.

Esta claro que no cambiará todo de la noche a la mañana, pero si empiezas a conocer tu interior y aceptar el cambio, tu exterior por consecuencia se transformará poco a poco.

Uno de los ejercicios más efectivos para tratar el estrés laboral es la meditación.

Con tan sólo unos minutos al día puedes desarrollar la habilidad de la atención en el presente, resiliencia, aceptación y el acto de no juzgar.

Una de las causas mas comunes por las cuales se genera este síndrome del trabajador quemado es porque cualquier situación o cambio que ocurra en el entorno impacta directamente en las emociones y estado mental.

Cuando meditamos, nuestra habilidad de mantener la tranquilidad, serenidad y enfoque en cada momento se multiplica.

Un estudio desarrollado en la Universidad de Arizona, confirma que los colaboradores/ras que meditan reducen hasta en un 30% los efectos del estrés por el trabajo, ayudan a su vez la prevención del burnout laboral.

Puedes empezar hoy mismo con esta ruta de meditaciones guiadas enfocadas en reducir el estrés laboral.

Te ayudarán a incrementar tu paz, resiliencia, felicidad y conexión con tu interior y el propósito de tu trabajo.

Puedes tomar sesiones de meditación especializadas y gratis en reducir el estrés en la app de Pura Mente

Tratamiento en equipo

El burnout laboral al desarrollarse en un ambiente de trabajo también se puede tratar como un mismo equipo.

Para ello la responsabilidad de reducir este síndrome está en dos protagonistas: En la empresa y en el colaborador/ra.

Por una lado en manos de las empresas esta identificar la calidad de clima laboral, los niveles y causas del estrés y como, con estos resultados, pueden desarrollar estrategias para mejorar la cultura corporativa.

Esta es una de las razones por las cuales cada vez más empresas implementan la meditación dentro de sus equipos.

Por otro lado, el colaborador/ra también juega un papel muy importante, pues de su lado esta en comunicarse de la mejor forma con su equipo, informándoles su estado emocional y físico actual, con el fin de que puedan tomar medidas y equilibrar las cargas laborales.

Prevención

Un equipo con altos niveles de estrés puede afectar la producción de la empresa y aún peor la calidad de vida de sus colaboradores.

Un empleado conectado con su trabajo y motivado con sumar día a día, puede hacer que cada equipo duplique sus metas y objetivos.

En este punto, se deben buscar estrategias tanto personales como colectivas que ayuden a la prevensión del burnout laboral.

Por ejemplo, la meditación se puede llegar a implementar de manera natural en los equipos de trabajo y los beneficios pueden impactar de manera positiva dentro de ellos.

Estos tres pasos nos son lineales, son un proceso cíclico que debe estar en constante mejor y cambio para que los niveles de felicidad, bienestar y productividad se mantengan con la mejor calidad.

Te invitamos a que compartas este artículo con quien tu creas que le puede ser de ayuda y hagamos juntos un lugar con mas bienestar, paz y felicidad.

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Articulos Relacionados